Health 2.0 Europe en Berlin

Hace unos días tuvieron lugar las segundas jornadas sobre  “Health 2.0 Europe”  en Berlin.

En estas jornadas asistieron muchas personas que lideran o coordinan proyectos muy interesantes sobre la salud y el uso de internet. El Dr.Frederic Llordachs,  emprendedor médico presentó la nueva cara de Doctoralia, un gran portal que permite encontrar, contactar y reservar servicios médicos.

Nos parece interesante su post sobre las jornadas que publicó en su blog y con su permiso os facilitamos un resumen:

Las jornadas …… en Berlin , unas jornadas destinadas a presentar iniciativas mayoritariamente empresariales en salud, que emplean tecnología, aunque es condición indispensable el uso de internet.

Berlín es una bella ciudad, que ha logrado algo increíble: eliminar una fractura histórica. En mi camino al evento, pasando por Invalidstrasse, se me hacía impensable que cruzara por donde el muro había dividido entre el 13 de agosto de 1961 y el 9 de noviembre de 1989. Incluso me cruzaba con una lápida que conmemora la muerte de Günter Litfin, la primera víctima mortal a tiros en la frontera de Berlín.

El muro era una barrera ideológica hecha física. También en cuestiones de salud, innovación y tecnologías de la información y comunicación existe una fractura ideológica: Por un lado existe una visión colaborativa, basada en unos cuantos puntos pero no en todos los del Cluetrain Manifesto en la definición de los individuos, pero que no tiene en cuenta que todo (aunque parezca que no), todo en la vida tiene un coste, si no en dinero, en tiempo. Esta concepción wikipédica, que pretende mirar hacia el horizonte sin más, basada en buenas intenciones pero sin preocuparse por el futuro, choca ideológicamente con el sentido empresarial que ante todo valora la autosostenibilidad de los proyectos, una visión que valora el éxito en función de la aceptación por un mercado, más orientada al cliente que al usuario, que es quien debe hacerla sostenible.

El debate ideológico con otro asistente, colega en este tipo de “misiones comerciales”, el gran Jorge Juan Fernandez, el hombre del hospital líquido (EL caso de éxito, un ejemplo local a nivel internacional), era sobre el enfoque del congreso. Este era un congreso para ver proyectos consolidados, en marcha y con éxito de usuarios, que repercutía

Volviendo al show, las estrellas del evento fueron Orca Health, fabricantes de apps, que en la sesión Launch! ganaron una votación a mano alzada por sus apps explicativos ya presentes en iTunes. Aprovechar el camino del mercado es el mejor camino hacia el éxito. En este caso, el canal cuenta y mucho, y por eso fueron ampliamente reconocidos. También causó sensación los suecos de iDoc24, un servicio de orientación diagnóstica en dermatología, que no de diagnóstico, a través del móvil, y DrEd, que permite la receta electrónica en un entorno como el inglés (aunque parezca mentira, menos intervenido públicamente en este aspecto). A mi personalmente me gustaron por lo implementables Clinithink, un servicio capaz de codificar semiautomáticamente a partir de texto plano (la típica batalla perdida en la clásica guerra del hospital sin papeles), y Trialreach, que pone realmente a disposición de los investigadores pacientes y viceversa, y también Videum, proyecto de subtitulación del videostreaming (lo que hacen en las charlas TED) con muchísimo campo por delante, que la todopoderosa agencia Publicis ha desarrollado.  Pero el gran triunfador fue American Well, que participaba como esponsor y tuvo una presentación impresionante. Su CEO, Roy Schoenberg, habló del proyecto, que ya está más allá de visiones: una aplicación práctica de la telemedicina a lo largo y ancho de los Estados Unidos, un concepto que Obama mencionó en su Discurso del Estado de la Nación. Es una realidad de presente y futuro, una implementación tecnológicamente muy avanzada y que quema mucho dinero en innovación (¡la cabina de telemedicina, el regreso del concepto!), pero también lo produce. El mejor ejemplo de lo que debería ser esto de emprender en salud: una apuesta de riesgo, pero llena de oportunidades (que no siempre los grandes “dispensadores de salud” -aseguradoras públicas o privadas, cadenas hospitalarias, laboratorios, etc- o incluso los mismos agentes indivuduales, saben, quieren o pueden entender). La crisis, al menos, ¿servirá para que los de siempre intenten cosas nuevas?

Dr.Frederic Llordachs “

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: